En un Antonio María Borderes donde no cabía un solo alfiler, Brasil derrotó a Uruguay en cifras de 65-57, y se coronó como campeón del Sudamericano U15. Los norteños repitieron el titulo que lograron en el U14 del año pasado. 

Los primeros minutos del encuentro eran parejos. El equipo celeste lastimaba con los tiros desde media distancia de Agustín Ubal. Mientras que Brasil anotaba a partir de los rompimientos de Felipe Motta y Matheus Oliveira. A pesar de que el conjunto celeste llegó a manejar cinco de renta, Brasil cerró de gran manera el cuarto. Cambiaron la cara en defensa, y tuvieron un Motta encendido. El primer chico se lo llevaban 18-13.

El segundo cuarto fue todo de los norteños. Ajustaron en defensa, cortando todas las vías de gol uruguayas, y tuvieron enormes porcentajes de tiro de tres puntos. La gran figura continuó siendo Felipe Motta, quien anotó de todas las maneras y fue la gran pesadillas de los dirigidos por Capalbo. En el final del primer tiempo los charrúas cambiaron la cara, sobre todo en defensa. A pesar de ese pasaje uruguayo, que dejó un volcadón del artiguense Rafael Previatti, Brasil logró irse 15 puntos arriba al descanso largo, 36-21.

Uruguay ingresó al complemento de muy buena forma. Aumentó su intensidad en ambos costados de la cancha, y tuvo la aparición de Agustín Ubal, quien lastimaba con rompimientos en el uno por uno. Los celestes se colocaban a seis (36-30) cuando iban tres minutos jugados del cuarto. En el mejor momento de Uruguay aparecieron dos bombas de Rodolfo, poniéndole un freno a la reacción. De todas maneras Uruguay no se desenfocó y continuó insistiendo, y con un buen pasaje de Joaquín Rodríguez volvíamos a colocarnos a seis tantos. El tercer cuarto terminaba 50-41 a favor de los norteños.

En el epilogo los dirigidos por Marcelo Capalbo siguieron insistiendo, comenzaron a complicar el traslado de los brasileros, y así levantaron a todo el Borderes que se esperanzaba con dar vuelta el resultado. Tras varios minutos donde nuestros chicos no lograban bajar la renta favorable a Brasil de 10 tantos, cayó un triple desde 45 grados de Joaquín Rodríguez, para colocarse a cuatro tantos a falta de 50 segundos para el final. De todas maneras la esperanza celeste se derrumbó cuando cayó un triple de Rodolfo diez segundos después. El encuentro y el titulo se lo terminó quedando Brasil en cifras de 65-57.

 

En Uruguay se destacaron los 24 puntos y 3 tapas de Agustín Ubal, y los 17 tantos y 6 rebotes del también playero Joaquín Rodríguez. En Brasil, Felipe Motta fue la gran figura. El alero que se encuentra en el básquet italiano terminó con 36 puntos (6/11 T3P) y 6 rebotes.

Deja tu comentario...