Peñarol derrotó cómodamente a Deportivo Paysandú en cifras de 103 a 60 y sigue como único invicto del torneo. En un juego que dominó desde el inicio, en el tercero dio el golpe de knock out.

Arranque favorable para Peñarol, encontraba en Blazina goles en contraataque, robaba y corría la cancha. Junto con Craig que dominó en la pintura fueron las vías para el primer parcial de 16-5. El “Paysa” se recuperó con un ingreso clave de Rama que fue el revulsivo, generaba juego y además llegaba al gol, también Marotta aportaba gol en la pintura. Peñarol tenía a Blazina que dominaba el perímetro le siguió dando gol de tres y en penetraciones. El final del primero fue 20-13 para Peñarol

El segundo otra vez comenzaba mejor el carbonero, movía bien en ataque y encontraba situaciones claras. Pepusa que dañaba con el tiro exterior y un triple de Wenzel le daban la máxima ventaja de 12. Nuevamente era clave Rama en Paysandu, era el generador de juego y también aportaba gol. Peñarol recuperaba el nivel con la rotación, bueno ingreso de Erroizarena que corría la cancha y también anotó de tres puntos. También se destacó Asaravicius que dominaba el poste bajo y fue la otra vía de gol. Peñarol sacaba la máxima y se fue al descanso largo 45-28.

En el tercero Deportivo Paysandú arrancaba decidido, una defensa en zona 2/3 que complicó al local, y con dos bombas consecutivas de Cabrera parecía que se venía la remontada. Sin embargo apareció la mejor versión de Peñarol, intensidad en ataque y buena rotacion que generaban situaciones claras. Un triple de Rivas, dos de Álvarez que calentaba la muñeca y las penetraciones de Asaravicius dejaron un parcial de 23-8 en 5 minutos y Peñarol sacaba la máxima de 31. Fue el quiebre definitivo del partido, Paysandú perdió la línea y ya no pudo meterse en juego. El final del tercero fue 79-46 para el “aurinegro”.

El último cuarto estuvo de más y ambos equipos rotaron. Peñarol siguió muy sólido y generó buen juego. Quienes tuvieron ingresos fueron Botta que castigó de tres y dominó la pintura, y Leandro García que en penetraciones no lo podían contener. Peñarol rotó su plantilla y mantuvo la misma intensidad y efectividad en ataque. Consiguió una victoria importante ante un rival que venía bien, lo controló de principio a fín y en el tercero le dio el golpe letal.

El goleador del partido fue Damián Blazina con 15 puntos, lo siguió Diego Álvarez con 14 puntos, 6 rebotes y 6 asistencias. Por el lado de la visita estuvo el goleador del partido y fue Cabrera con 23 unidades.

Deja tu comentario...