Foto: FIBA.
Se jugó la primera fecha del grupo C en Barquisimeto donde Trouville cayó por 81 a 66 frente a Paulistano de Brasil. En un encuentro en donde se notó algunas carencias en lo físico por parte del equipo uruguayo y donde se priorizó en el conjunto brasileño el juego en el perímetro, dándole resultado ya que pudieron obtener el triunfo en su primer partido del grupo.
En el primer cuarto el partido comenzó parejo, el equipo de pocitos de la mano de su capitán Izuibejeres empataba 5-5, con Joaquin anotando esos puntos. Mientras en el conjunto brasileño se veían falencias en ataque, se resolvían los ataques sobre la chicharra y con malas resoluciones de tiro. Dentro de los primeros diez minutos se notó claramente lo que iba a ser el trámite del partido, donde Paulistano no encontró fluidez en ataque y resolvía sus ataques con tiros de tres puntos dada la solidez defensiva en el juego interno que tuvo el conjunto uruguayo. El primer chico culminó 19-16 ganando Trouville, siendo Newsome su principal arma en ofensiva.
 
 
Entrando en el segundo cuarto y gracias al cansancio de Newsome, tuvo minutos el otro americano Benjamin Puckett; desarrolló un buen juego a lo largo del partido, y ya en sus primeros minutos en cancha logró siete puntos, pesando en la pintura y poniendo un triple. En Paulistano se entreveraban los ataques y sólo lograban definir jugadas desde el perímetro, tomando rebotes ofensivos importantes, anotando de segundas oportunidades. A lo largo del juego se notó tanto la deficiencia para mover el balón de los brasileños como la capacidad de los rebotes en ataque, que le daban respiro y segundas chances para concretar. En Trouville se sufrieron los rebotes que le tomaron en la pintura y las bombas que caían de tres puntos. El primer tiempo se fue a favor de los brasileños por 39-35.
 
El segundo tiempo comenzó de forma electrizante para Paulistano, abrieron la máxima de diez puntos(46-36) tras buenos triples y una doble y falta que desconcertaba a Trouville. Pese a esto el conjunto uruguayo se repuso, los brasileños dejaban de marcar zona 2-3 y Kevin Young comenzó a generarse espacio, con buenos minutos en la pintura, poniendo un 6-0 clave para ponerse de nuevo en partido, los seis puntos fueron del jamaiquino. Junto a Young, se despertó Jowen Villegas con sus primeros puntos en el partido, fue el momento de los americanos, aunque duró poco. Luego de esa racha de la mano de De Paula los brasileños lograron salir del asedio generado por el rojo de pocitos, que de igual manera se fue perdiendo por un punto al último cuarto, 56-55.
 
Abriendo el último cuarto y dada la gran reacción de Trouville, Paulistano volvió a marca 2-3 desconcertando y llevando a un juego incómodo para los uruguayos en ataque. De igual forma Puckett era la carta fundamental de gol para el rojo, pesaba en la pintura y logró otro triple en el partido para sumar en ofensiva. Faltando cinco minutos para el final, Paulistano abrió nueve puntos de ventaja, gracias a una técnica por simular y corridas que no terminaron en gol por parte de Trouville, con decisiones erróneas por parte del jugador Romero. Bascou le dio una vida más al rojo tras un gran robo de balón que terminó en antideportivo a su favor, se veía una luz de esperanza. De esos libres marró uno e hizo el otro, aunque luego en la posesión pisó la línea el propio Bascou.
Faltando dos minutos para el cierre, perdiendo por diez puntos(76-66) y desechando esa chance para achicar, se iba liquidando el encuentro, que dado el nivel demostrado por ambos fue dinámico, con muestras de planteos distintos, donde los brasileños buscando el perímetro, mientras el conjunto uruguayo intentó aprovechar el peso de los americanos en el poste bajo. Sin duda si quiere ganar mañana tiene que levantar mucho su juego el boricua Jowen Villegas, dado el pobre encuentro que tuvo hoy.

Deja tu comentario...