Gritó Campeón… otra vez

Gritó Campeón… otra vez
Foto: ACB

En la tarde de hoy se disputó la gran final de la Copa del Rey de la Liga Endesa en la ciudad de Vitoria-Gasteiz, partido que enfrentó a los equipos de Real Madrid que iba por su cuarto título consecutivo y el número 27 en la historia de este torneo, frente a Valencia Basket que iba en busca de su segundo título luego del obtenido en la temporada 97/98.

En un encuentro más que apasionante digno de una final el conjunto madrileño se quedó con el tan ansiado título derrotando a Valencia Basket por 97 a 95(2), además de ser el cuarto de manera consecutiva para el equipo “Blanco”.

Un gran partido que llevo un trámite parejo desde el inicio pero con un Real Madrid imponiendo su juego, aprovechando el buen comienzo de Anthony Randolph y de Luka Doncic se fue ganando el primer cuarto por 22 a 16.

En el segundo “chico” de partido el conjunto de Valencia fue el que se vino con todo en busca de la remontada con un gran parcial por parte de Fernando San Emeterio y de Bojan Dubljevic que tomaron el protagonismo en el juego finalizando ese segundo parcial favorable a Valencia Basket por 29 a 25, yéndose al descanso largo 47 a 45 a favor del Real Madrid.

El comienzo del tercer cuarto fue favorable al Valencia que aprovechando la falta de Ayon y Randolph en cancha continuaba teniendo Dubljevic inspirado que con varios rebotes ofensivos y conversiones de segunda oportunidad ponía el encuentro 68 iguales a falta de dos minutos para el final del tercer cuarto, ahí fue cuando despertaron en el Madrid Carroll y Llull con triples consecutivos para mantener una mínima renta a favor y culminar el tercero 74 a 71 (27-26) para los de Madrid.

En el último cuarto, el más apasionante y en que las figuras del Madrid tomaron las riendas, triples consecutivos en este caso de Doncic y Carroll le daban una renta de 6 puntos al Real (82 a 76). Valencia después de un minuto de tiempo mejoró su defensa, generó recuperos y contraataques para ponerse a 2 puntos(87 a 85). Hasta que apareció el MVP, el hombre del momento, Sergio Llull que con un par de triples, robos y bandejas cerraba la puerta al Valencia de la remontada finalizando el partido 97 a 95, coronandose el Real Madrid por 4ta vez consecutiva.

En el campeón destacada labor del MVP del torneo Sergio Llull que culminó con 22pts y 4asis en 28 minutos en cancha, seguido de Anthony Randolph que terminó con 20pts y 7reb en 30 minutos de juego. En el vice-campeón los hombres destacados fueron Bojan Dulbjevic que finalizó con 28pts (goleador del partido) y 5reb en 24 minutos y Fernando San Emeterio que culminó con 17pts y 3reb en 25 minutos de juego.

De esta manera el Real Madrid obtiene su título número 27 en la historia de la Copa del Rey y el cuarto de manera consecutiva.