Siguen las repercusiones de la salida de Marcelo Signorelli de la selección nacional. Este mediodía habló de todo en el programa Puro Básquetbol de la Sport 890.

En primer lugar sostuvo que no quería dar un paso al costado, “sentía que no era el momento. Le ganamos a México y estábamos a dos partidos del Mundial. Pero Ricardo Vairo estaba cansado de mi relación con Esteban Batista y ese fue el detonante”.

Sobre la sustentabilidad dijo que a él le comunicaron que tenían discrepancias en el proceso de selecciones nacional. “Sobre todo en citaciones de jugadores, temas de entrenamientos y cosas que pasaron en el CEFUBB. Teníamos diferentes visiones”.

Sobre su relación con Batista dijo que estaba rota desde que declaró a un medio argentino que había citado a cinco enanos. Además agregó “jugó contra México y fue determinante. No creo que me haya bombeado, él sugirió que me sacaran, hace tiempo”.

“Se agotaron todas las instancias de una parte y de otra para tratar de solucionar la relación con Esteban (Batista). No se pudo. En la cancha, él siempre defendió la camiseta a muerte”, afirmó.

Fue autocrítico al momento de referirse al alejamiento de Leonardo Zylbersztein. “Mirando atrás, hay errores que cometí. Quizás cuando me sacaron a Zylbersztein de mi lado ya tendría que haberme ido. Siempre hay que rodearse de gente de confianza”, resaltó.

También habló sobre los jugadores y manifestó, “nunca pasó de que haya mala relación con los jugadores. Es solo un tema puntual. La selección mostró cosas, humildemente hablando y la Sub 21 también. La cancha habla. Por algo tengo 70 mensajes y llamadas de jugadores”.

“Yo le di la capitanía a Fitipaldo. Batista después me pidió ser el capitán. La dirigencia respaldó que el capitán era Fitipaldo y no se debía cambiar”, sentenció.

Deja tu comentario...