La BUA, asociación de jugadores, analizó el Protocolo Sanitario de la FUBB para comenzar los entrenamientos y propuso nuevas consideraciones.

La asociación alegó que no fue consultada por la Federación por eso se pusieron en contacto con profesionales médicos y respondieron con nuevas ordenes para elevar al Ministerio y que lo apruebe.

Los entrenamientos serán de pocas personas, evitando el contacto entre jugadores, entrenadores y personal lo mayor posible para que la situación no empeore.

El Protocolo que presentaron es el siguiente:

Deja tu comentario...