Se dio la lógica

Se dio la lógica
FOTO: FIBA Américas

Estados Unidos derrotó a Islas Vírgenes 90-62 en la primer semifinal del torneo y espera por Argentina o México. Munford fue la figura con 20 puntos y 10 rebotes. 

Comienzo impreciso del juego, donde ambos equipos únicamente lanzaban de tres puntos (8 tiros) con una conversión por lado. Para destacar, las dos defensivas de los equipos, algo que no sorprende de Estados Unidos, pero si por el lado de Islas Vírgenes que se enfrentaba ante la selección favorita. Sin embargo, el Team USA robó varias bolas en primera línea, corrió con Hilliard II y a base de libres colocaba un parcial 10-3 obligando al minuto de Sam Mitchell. A partir de ahí, el elenco de Van Gundy dominó el juego, jugando con conceptos claros en ataque y se fue ganando 22-10.

Los segundos 10 minutos comenzaron con un Estados Unidos que mantenía la intensidad, cambiaba de marca en cada cortina, producto del físico que tienen sus jugadores, eso obligaba al tiro exterior de Islas Vírgenes y en ataque se encontraba con un Munford picante que sumaba con rompimientos y libres (30-14). Los norteamericanos bajaron la intensidad, Islas Vírgenes encontró 2 dobles fáciles y Jeff Van Gundy ya pedía minuto de tiempo. Martínez era el más gravitante en el seleccionado isleño. Tras el mismo, el juego siguió y los bajos porcentajes del tiro exterior no aumentaron. Estados Unidos ganaba 44-27 con la llave del juego en el sector interno del ataque, tanto con rompimientos hacía al aro de sus perimetrales, como también de sus jugadores centrales. 

En el complemento, Estados Unidos no tuvo un buen rendimiento, sus tiros fueron malos y tuvo pocas ideas en ataque. Sin embargo, Islas Vírgenes no lo aprovechó, aunque tuvo un curto gol a gol ante un rival muy superior. Los dirigidos por él ex Houston Rockets sacaban rédito desde la defensa y se iban al último cuarto ganando 62-42.

La diferencia de 20 puntos la mantuvo a lo largo del cuarto final, donde Islas Vírgenes ya pensaba en el domingo y mantuvo a su estrella Walter Hodge en el banco. Por su parte, Estados Unidos rotaba el plantel, algo que hizo en todos los partidos y durante todo el juego. De la mano de Munford sacaba 26 de ventaja (83-67), diferencia que se fue ampliando hasta el final del partido. Fue victoria norteamericana por 90-62 y mañana se medirá ante Argentina o México.