Héctor Da Prá: “Si hay algo que sobra, es corazón”

Héctor Da Prá: “Si hay algo que sobra, es corazón”
Héctor Da Pra. Foto: Marcos Ferreira.

Tras la gran clasificación de Urunday Universitario a Semifinales venciendo por 3-0 a Malvín en la serie, Héctor Da Prá y Facundo Medina hablaron en Conferencia de Prensa.

Sobre la clave del triunfo que le permitió a Urunday Universitario avanzar a Semifinales, su entrenador Héctor Da Prá, fue claro, “No debíamos renunciar. Me parece que está claro que a este equipo, si hay algo que le sobra, es corazón. Nosotros intentamos jugar un partido largo, sabiendo que Malvín estaba con pocas piernas. Había recuperado jugadores para este partido que sabían que no tenían, no tenían otra chance. Insistimos en ir una, dos, tres veces, atacarlos y notamos que faltando 6 minutos Malvín ya no tenía piernas. Enaltece mucho más haberle ganado a un equipo que supo ser campeón, que tiene un entrenador que fue campeón y jugadores que salieron campeones. Y hoy podemos decir con alegría que entramos en la historia de Urunday, porque el club nunca había llegado a una semifinal de esta forma, eliminando al número uno de la fase regular, siendo nosotros el 8, con un equipo bastante disminuido, pero que tiene un corazón enorme, que cuando llegó el momento respondió.”

Urunday Universitario logró una clasificación histórica, no solo por eliminar al 1 de la Fase Regular, sino por la forma. No le dio ninguna posibilidad, incluso le ganó hasta teniendo pésimos porcentajes de tres puntos, “Yo ya había estado en situaciones así. Sé lo que es ganar y perder, pero no les quise transmitir más cosas de lo que no era necesario decir. Inclusive a algunos jugadores les dije que hagan lo mismo que hicieron en los partidos anteriores, que se recuperaran para hacer el mismo trabajo. Habíamos tenido un bajísimo porcentaje, pero sabíamos que ya iba a llegar nuestro momento en el juego. Y así fue, no renunciando. Cuando llegaron los últimos cinco minutos, que salimos del tiempo muero, les dije ‘Malvín está muerto’. Es decir, se notaba en la cancha que ellos no tenían resto físico, ya habían hecho un gran esfuerzo, un esfuerzo de corazón también. Y en ese momento me di cuenta de que estaba para poder ganarlo y pudimos hacerlo. Ellos cometieron errores, muchas veces el cansancio te traiciona y nosotros pudimos aprovecharlo”.

A Facundo Medina le preguntaron sobre como vio ese cuarto final, donde Urunday que llegó a perder por 14, lo trajo y lo pudo dar vuelta, “Es complicado siempre que se pongan 2-1, le das una bala más cuando podrías haberlo liquidado. Nosotros durante la serie nunca bajamos los brazos y menos lo íbamos a hacer en los últimos cinco minutos estando a 7 puntos, cuando estuvimos todo el partido abajo. Lo primordial es no darnos por vencido nunca. La base fue estar fuertes de cabeza y no abandonar. Si me decías previo a cualquier juego, estar a 7 puntos a falta de 5 minutos, te firmaba”.

Sobre el bajo porcentaje de tres puntos que tuvo el equipo, esto fue lo que dijo uno de los mejores tiradores del torneo, “Sí, la verdad es que tuvimos bastante mal con los porcentajes de tiro de tres puntos. Entonces se buscó más con atacar el aro a través de rompimientos y el juego interno. Por ahí quedaba más solo “Nacho” (Ignacio Morena) para tomar esos tiros. Pero acá la clave está en no rendirse, en no abandonar nunca. Ahora ya está, tuvimos malos porcentajes y vamos a tratar de mejorarlos para la próxima serie”.

Lo más destacado de la Conferencia de Prensa, sin lugar a dudas, fueron los elogios que recibió Ignacio Morena por parte de su entrenador. El joven de la cantera del estudioso fue sumamente importante en la serie ante Malvín, “Trabajar con Morena es muy fácil, ojalá todos los muchachos jóvenes entendieran lo que es la madurez y la mentalidad de un chiquilín de 20 años. Físicamente es un superdotado, nunca se queja, nunca protesta, nunca una mala cara. Siempre está bien, hace el trabajo que tiene que hacer, no le importa lo que él haga personalmente, pero trabaja para el equipo. Me alegro mucho por él, porque hace tiempo que estaba trabajando para esto y estos Playoffs lo han potenciado para llegar a la próxima liga con un jugador importante y creo que se lo merece. Había tanta calidad en frente como lo es Cabot y él lo saca del juego, lo mismo ha hecho anteriormente con Mazzarino. Me parece que esas son cosas que hay que resaltar, valorar y simplemente aplaudirlo”.

Para cerrar le preguntaron al entrenador sobre la Cantera del Club Estudioso y el Héctor fue claro, resaltando que cada uno de ellos es igual al resto, “Urunday tiene una gran cosa que es haber trabajado durante muchos años en un proyecto de inferiores, por eso hoy Morena. Mateo Suárez, el mismo Federico Miller que hoy no jugó. Es muy difícil en un juego como el de hoy, poner a dos jugadores a jugar y hoy Urunday se puede sentir feliz.  Hemos traído jugadores jóvenes y hemos creído en ellos, los hemos potenciado y lo que ellos hacen es bueno para el club e inclusive resaltar una cosa que es importante, los jugadores que trajimos son ejemplos para ellos. El equipo desde que empezamos a entrenar trabajó con mucha alegría, con mucha sencillez, creyendo siempre. El fin es ese y creo que el resultado es el producto de lo que hemos hecho todo este tiempo y que los titulares han apoyado a todos los suplentes que entran. Acá no hay grandes figuras, el equipo está por encima de todo. Me siento feliz por ellos porque acá no hay estrellas, ni el entrenador, ni nadie. Somos todos iguales y al ser todos iguales, vamos a disfrutar de la misma manera todo el tiempo”.